El destino nos alcanza… en estas elecciones

Decidiendo serenamente, razonablemente en este 6 de junio.
Ante una circunstancia donde prevalece diversos caminos, según los planes y propuestas de gobierno de los partidos participantes, donde cada una de las opciones políticas que sostienen todos parecen decir –  No busques otros caminos, nosotros somos el único horizonte! –
Pero luego de ello devendra, el momento de los ciudadanos, ese tiempo donde su voluntad y poder hablará en las urnas.
Este es el gran teatro de nuestra realidad política actual en México, que vendrá afectarnos a todos para bien o mal.

HUMANO SOLO HUMANO.- Solo los humanos tenemos el poder del pensar y tambien de soñar y anhelar el bienestar y la democracia. Es con esos poderes, con los cuales podemos alcanzar la claridad y lucidez. Iluminando el camino de nuestras desiciones ciudadanas, ante cualesquier cuestión que enfrentemos o tengamos que decidir.
Tengamoslos y pidamosle al cielo ahora en estos tiempos de desiciones democráticas, que nos alumbre para elegir en consciencia y no en emosiones, sobre las opción políticas que estime cada quien, como la más acorde, para buscar la resolución de los múltiples desafíos de nuestra nación y sus Entidades federativas, involucradas en ese proceso electivo.

TIEMPO DE CONFUSIÓN .-  Para ello necesitamos el pensamiento y reflexión crítica, en tanto que vivimos en ese estado de cosas cercanas al caos, en donde solo experimentamos crecientes incertidumbres; la inquietud por las crisis recurrentes; la ansiedad y zosobra. Ante los cuáles dificilmente puede brillar la serenidad adecuada, para tomar trascendentales desiciones, como es el caso de elegir gobernantes.

LA CODICIA MANDA.- Vivimos en un sistema donde sentimos que es la ley de la selva, la que con su afán domina, siguiendo el dictado del mandato que nos dice – compite o no sobreviviras- Asi, en ese fondo gris, como contexto, se da y reproduce una cultura que pareciera de zombies. Si, una contra cultura; la de los sepulcros del ego más insolidario y reptil.

ROMANTICISMO INGENUO?. – Esa realidad, de la que hablamos, quizas pueda cambiarse. Debería serlo, con las herramientas que brinda la democracia: El voto ciudadano.

LA REAL POLÍTICA. – Pero la clase política con su cortedad de miras, nos hace pensar y hacer a un lado ese romanticismo, que por la mente y en  algunos instantes nos ha pasado.

LA CLASE POLÍTICA.- Asi es este mundo. Y conforme ese mundo actuamos dicen los hombres del poder político. Acaso seguirá prevaleciendo esa generalidad en el Mundo de los politicos, que se caracterizan por su cinismos; que ni por asombro, se atreven a cambiar una realidad nefasta, que al final, – de no cambiarla por otra nueva realidad benefactora posible – ahogara y aniquilara a todos. Por ahora, pareciera que dicen cínicamente – que venga lo que sea, yo y mi familia nos salvamos – .

LOS DEL DINERO. – De la clase empresarial se espera solidaridad y conscuencia social, pero pareciera que generalmente, también ellos piensan primero en sus intereses muy propios y oarecuera que dicen. – Y por qué nosotros tenemos que ser los salvadores de un mundo en caos permanente, para ello están los políticos.

UNA CIUDADANIA INFORMADA?. –  En estas elecciones intermedias, con tufo de refrendo o desaprobación del gobierno encabezado por el Presidente de la republica, los ciudadanos, podrán mostrar capacidad de análisis y se expresarán libremente, aún en un contexto de polarización, en que la nación se encuentra en este momento definitorio, sobre quienes encabezarán los 15 gobiernos de los Estados en juego, la Cámara de Diputados, los Congresos Estatales, las Presidencias Municipales; eh ahi el dilema? Ya lo sabremos y veremos.

SOLO LOS HUMANOS. – Hablemos de Una oviedad, pero que cabe resaltarla en esta ocasión. SÍ. Solo los humanos reúnen esos dones de los cielos: la voluntad
y consciencia de sí. Y por ello, Solo los humanos pueden cambiar y resolver cuestiones de la mayor trascendencia para su especie, como lo es esta que nos ocupa.

EL MIEDO y PANDEMIA TRIUNFARAN? . – Y Ese sentimiento del miedo, tan grosero, telurico, que deriva del más oscuro lugar de nuestros pensamientos y acciones, será uno de los factores importantes para que los ciudadanos ocurran o se abstengan de sufragar, dada la pandemia que tanto nos a afectado social, económica y psicologicamente.

SIN ESPERANZAS?.- Volveremos a buscar una salida en el tunel que irradie esperanza. Seremos una humanidad que seguira luchando por su libertad, afirmandola; en tanto que es nuestro derecho consustancial derivado de la verdadera esencia, que como seres espirituales nos ha sido donada y haber nacido del amor y no del odio y el miedo, que eventualmente puede amenazarnos.

Por Adofo Carrillo Aguirre

You might be interested in

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *