Se hace prueba de adn de broma, descubre que su hijo no es suyo

Vanner Jonhson  recibió la noticia más esperada. Gracias a una prueba de ADN que hizo por pura curiosidad, descubrió que su hijo de 12 años no es su hijo biológico.

Vanner Johnson, su esposa Donna y sus dos hijos, son una familia común de Utah, Estados Unidos. Pero todo cambió cuando Vanner descubrió que su hijo menor no era su hijo biológico.

La familia Johnson creyó que sería divertido hacerse un test de compatibilidad genética, el cual se ha hecho muy popular en los últimos años en Estados Unidos. Un mes después de la prueba, llegaron los resultados y desde ahí nada ha sido lo mismo.

“Cuando miré esa página y vi que Donna aparecía como la madre y yo como un padre desconocido, pensé: ¿qué querían decir con padre desconocido? Si yo soy su padre”, relató Vanner.

Donna Johnson, esposa de Vanner, comprendió que algo había mal cuando vieron que ni siquiera sus dos hijos eran hermanos biológicos completamente. Los hermanos en realidad eran medios hermanos.

Cómo fue que su hijo resultó no ser el biológico

Aunque la primera idea que nos viene a la cabeza es que tal vez la mujer le fue infiel a su esposo y nunca se lo dijo, en realidad se trata de un tema mucho más completo pues fue un error de la clínica de fertilización donde concibieron a su hijo de 12 años.

Vanner y Donna ya no podían tener hijos así que en 2007 fueron a una clínica para someterse a una fertilización in vitro y así poder darle un hermanito a su hijo. Sin embargo, la clínica cometió un error y fertilizaron el óvulo de Donna con el espermatozoide de otra persona.

“Entiendes que existe esa posibilidad, pero es muy remota”, dijo Vanner Johnson quien ya está planeando una demanda a la clínica.

“Yo entiendo que existe esa posibilidad, pero es muy remota. Hemos tenido que superar muchas emociones. Primero, la de separar de este tema el amor que tenemos por nuestro hijo, que no ha cambiado, y a la vez seguir lidiando con el problema”, dijeron a los medios.

Cómo le contó a su hijo que en realidad él no era su papá

Aunque tardaron un año en decírselo a su hijo, la pareja sabía que era importante ser 100% honestos con su familia. “Lo llevé a dar un paseo en nuestro auto, y en realidad íbamos a tomar un helado. Quería asegurarme de que su atención estuviera solo en nuestra conversación “, dijo Vanner.

El niño sabía que su nacimiento era resultado de una fertilización in vitro. Lo complicado fue decirle el error de la clínica.  “En realidad no soy tu padre biológico”, le dijo. El niño solo miró hacia adelante en el auto, volteó a ver a su papá de nuevo y le dijo “¿en serio?”, el papá respondió que sí y el niño repitió “sí”. Los papás se esforzaron en demostrarle cuánto cariño le tienen a su hijo y él respondió que a pesar de la noticia, él sigue amando a su papá.

Se comunicaron con el padre biológico

La familia no se quiso quedar con la duda así que investigaron hasta encontrar al padre biológico. La otra familia también quedó sorprendida y se unió a la demanda. A partir de entonces, también tuvieron conversaciones para entender cómo pasó todo.

“Hubo una fecha en la que estuvimos en la clínica al mismo tiempo. Estaba haciendo transferencias, así que fue entonces cuando volvieron a poner los embriones dentro y ella estaba haciendo la recuperación cuando tomaron sus óvulos y los recuperaron y fue ese mismo día … pensamos aproximadamente a la misma hora, hace 14 años”.

You might be interested in

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *