“Cuando muere una lengua, muere una forma de comprender al mundo”: Javier López Sánchez

“Cuando muere una lengua, muere una forma de comprender al mundo”, expresó el maestro en Lingüística Javier López Sánchez, hablante nativo del pueblo maya tzeltal, quien ofreció la conferencia inaugural del Foro Académico y Social sobre Alfabetización en Lenguas Originarias.

El evento, desarrollado en el Teatro de Cámara “Fernando Saavedra”, es parte de las actividades conmemorativas del Día Internacional de la Lengua Materna.

Al foro asistieron autoridades educativas, estudiantes de diversas instituciones educativas de nivel superior, promotores culturales, autoridades tradicionales, representantes de pueblos indígenas, investigadores, agrupaciones de la Sociedad Civil y personas interesadas en acciones, programas y experiencias sobre alfabetización de jóvenes y adultos hablantes de lenguas indígenas.

En su conferencia denominada precisamente “Lenguas Indígenas y Alfabetización”, López Sánchez destacó que no existen lenguas minoritarias ni menos importantes una de otras, pues todas implican una riqueza cultural e histórica creada por el ser humano, mediante la cuales se puede interpretar la vida y el mundo que nos rodea.

Sostuvo que lo que si hay, son políticas públicas que han minimizado a determinados pueblos y comunidades, con medidas excluyentes y discriminatorias hacia esas culturas, incluyendo sus lenguas.

Agregó en su exposición que las lenguas maternas u originarias, no son solamente las de los pueblos indígenas, sino todos los distintos lenguajes que existen en el mundo y que aprende una persona desde sus primeros años.

Por ello recordó que el respeto hacia el uso y vigencia de las lenguas maternas, es hoy un derecho humano fundamental y las actitudes de discriminación y exclusión contra sus hablantes, son una violación hacia los derechos humanos de esas personas.

Añadió el también ex director del Instituto Nacional de Lenguas Indígenas en México, INALI, que el uso de una lengua tiene un impacto trascendental en la persona, ya que no solamente se trata de un instrumento para comunicarnos entre nosotros.

Explicó que hay cuatro tipos de impactos de la lengua en el ser humano y uno de éstos es de la identidad, misma que define a una persona, su grupo étnico y cultural, que determina su visión de quién es en el mundo y su pertenecía hacia la comunidad, aunque también puede influir la lengua en el autoestima de la persona (cuando sufre discriminación o no logra comunicarse bien con los demás).

Otra forma de influencia de las lenguas es la cosmovisión, es decir la manera cómo interpretamos y vemos lo que existe en nuestro mundo; la forma como reflexionamos y nuestros hábitos, costumbres y tradiciones.

De igual forma, explicó Javier López Sánchez, el lenguaje es un patrimonio cultural intangible de las sociedades, pues se trata de un monumento de la creatividad humana, además del papel determinante de la lengua en nuestros procesos educativos.

El expositor es maestro en Lingüística Indoamericana; doctor en Educación, profesor y conferencista en universidades de México, Estados Unidos, Europa, Canadá y Latinoamérica y ha sido colaborador invitado en materia de Derechos Indígenas y Lingüísticos por parte de la ONU en Ginabra, Suiza y por la UNESCO en Inglaterra, Rusia, Colombia y Francia.

La presentación del ponente en el arranque de los trabajos del mencionado foro, estuvo a cargo del profesor Armando Rey Manríquez, Director de Atención a la Diversidad de Servicio Educativos del Estado de Chihuahua, SEECH.

You might be interested in

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *