Crece ola de repudio a la decisión de Trump respecto de Jerusalén

Decenas de miles de manifestantes salieron a las calles por cuarto día consecutivo en Medio Oriente y otras regiones para protestar por la decisión del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de reconocer a Jerusalén como capital de Israel.

En el cuarto día de enfrentamientos y protestas en los territorios palestinos, donde murieron cuatro personas y un guardia de seguridad israelí fue apuñalado en la principal estación de autobuses de Jerusalén, informó la policía.

Varias protestas se desarrollaron en el acceso a la ciudad de Belén, en Cisjordania reocupada, donde hubo enfrentamientos con soldados israelíes, lo mismo que en el campo de refugiados de Arrub, donde un palestino resultó herido por impactos de balas de goma, de acuerdo con fuentes palestinas.

En Líbano las fuerzas de seguridad usaron gas lacrimógeno y chorros de agua para dispersar una inusual manifestación cerca de la embajada de Estados Unidos, en la localidad de Awkar, en el norte de Beirut.

Los manifestantes quemaron una figura de Trump y banderas de Israel y de Estados Unidos, lanzaron proyectiles a las fuerzas de seguridad, agitaron banderas palestinas y quemaron pilas de basura en un camino bloqueado que conducía hacia la embajada estadunidense.

Unos 450 mil refugiados palestinos viven en Líbano, entre ellos los que fueron expulsados de sus casas tras la creación del Estado de Israel, en 1948.

Para hoy lunes está prevista una marcha en las afueras de Beirut, convocada por Hezbolá, poderoso movimiento chiíta, en los suburbios del sur de la capital, bajo control de este grupo.

También se reportaron manifestaciones en Estambul, Turquía, donde la semana próxima se realizará una cumbre de la organización de Cooperación Islámica, así como en la universidad de Al Azhar y otros centros universitarios de El Cairo, Egipto; en Rabat, Marruecos; en Jalalabad, Afganistán, y en Yakarta, Indonesia.

En ese contexto, la Casa Blanca lamentó en Twitter la negativa de Palestina a recibir al vicepresidente Mike Pence durante su visita a Medio Oriente. Es desafortunado que la Autoridad Nacional Palestina (ANP) se aparte de nuevo de una oportunidad para discutir el futuro de la región, expresó.

Agregó que la administración estadunidense continuará sus esfuerzos para ayudar a alcanzar la paz entre israelíes y palestinos, y aseguró que su equipo diplomático sigue trabajando duro en esta dirección.

Jibril Rajoub, alto funcionario del partido en el poder, Al Fatah, anunció el miércoles pasado que las autoridades palestinas no se reunirán con Pence en protesta por el reconocimiento de Jerusalén como capital de Israel. También Al Azhar, el gran imán de la influyente institución en El Cairo, y el papa de los coptos de Egipto, Teodoro II, rechazaron entrevistarse con Pence.

Al Fatah apremió a los palestinos a continuar las protestas contra la decisión del gobierno de Estados Unidos anunciada el pasado miércoles y a extenderlas a todos los puntos en los que el ejército israelí esté presente.

Tras una reunión en El Cairo, los ministros de la Liga Árabe llamaron a Estados Unidos a anular su decisión, en una resolución publicada este domingo.

La resolución dice que Estados Unidos se retiró como socio e intermediario del proceso de paz en Oriente Medio y pide que Estados Unidos anule su decisión sobre Jerusalén. También llamaron a la comunidad internacional a reconocer un Estado palestino con Jerusalén este como capital.

Los países árabes aseguraron que la medida de Trump aumentaría la violencia en toda la región y dijeron que buscarán una resolución del Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que rechace esta decisión.

El secretario de la ONU, Antonio Guterres, señaló que la decisión estadunidense perjudicará el proceso de paz en la región.

Nikki Haley, embajadora de Estados Unidos ante la ONU, opinó que Trump es el primer mandatario estadunidense que ha tenido el valor de aplicar la ley que adoptó el Congreso en 1995, pero que había sido prorrogada sistemáticamente por todos los presidentes, y opinó que la medida hará avanzar el proceso de paz.

Antes de viajar a París, el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, acusó a Europa de hipocresía por sus condenas a la decisión de Estados Unidos y lamentó no escuchar condenas a los disparos de cohetes contra Israel, en alusión a los ataques perpetrados en estos días desde la franja de Gaza.

Netanyahu está en París para asistir a una reunión con los cancilleres de la Unión Europea que se realizará este lunes, en la que intentarán presentar un frente unificado tras la decisión de Trump respecto de Jerusalén.

Durante una conferencia de prensa conjunta, el presidente francés, Emanuel Macron, llamó al primer ministro israelí a hacer gestos valientes a los palestinos para romper el impasse y salir del callejón sin salida en el que están inmersas ambas partes en el proceso de paz.

El mandatario francés mencionó como posible gesto israelí el congelamiento de la expansión de los asentamientos judíos en Cisjordania.

Macron dijo a la prensa que expresó ante Netanyahu su desacuerdo con la decisión de Trump, al considerar que contraviene al derecho internacional y supone una amenaza para la paz en la región. También condenó cualquier ataque contra Israel.

En tanto, Netanyahu insistió en que Jerusalén es la capital de Israel, como París es la capital de Francia, y que los intentos por negar esta conexión milenaria resultan absurdos. Y agregó que en cuanto los palestinos acepten esta realidad, habrá paz.

Netanyahu criticó en términos enérgicos al presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, quien aseguró que de ninguna manera dejará Jerusalén en manos de un Estado terrorista y de infanticidas como Israel. No estoy acostumbrado a recibir lecciones morales de un líder que bombardea pueblos kurdos en su país, que encarcela a periodistas y que ayuda a los terroristas, sobre todo en Gaza, refirió el primer ministro israelí.

El papa Francisco advirtió sobre el peligro de que se desate una nueva espiral de violencia en Jerusalén y llamó a la sensatez y a la prudencia. Pidió también a los dirigentes mundiales que respondan con actos y palabras a los deseos de paz, justicia y seguridad de la poblaciones de estas tierras martirizadas.

You might be interested in

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *