Apoya CCIDH la Educación y el Deporte en la Sierra

Con la intención de apoyar a jóvenes de escasos recursos, el Centro de Crecimiento Integral y Derechos Humanos (CCIDH), a través de su programa de solidaridad “Ángel Guardián”, hizo entrega de donativos en especie en escuelas de bajos recursos en Gonogochi, Bocoyna.

Las escuelas beneficiadas con material deportivo y útiles escolares fueron la Telesecundaria Federalizada de Gonogochi y el Telebachillerato Comunitario #8074, que actualmente atienden a un público de 140 jóvenes rarámuri.

“Algunos chicos no tenían ni un cuaderno para tomar apuntes” Nos comenta Jorge Orquíz, integrante del CCIDH sobre la situación que se vivía en los institutos por falta de recursos, y equipo “Para las actividades deportivas, tenían que rotarse un balón entre varias comunidades, lo cual podía tomar días”.

Debido a la ubicación, y los costos de traslado, parte del alumnado viene de hogares donde se hace un gran sacrificio para que puedan asistir a la escuela, “Es aquí donde entra el CCIDH, para que sin importar condición, las personas puedan gozar de sus derechos”asegura Orquíz, quien nos cuenta que la educación y el deporte son también actividades de convivencia y crecimiento “Con los balones que entregamos, por ejemplo, se hicieron eventos todo el día y lo más importante, es que todas y todos pudieron participar”.

You might be interested in

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *